Abajo el procesamiento de los delegados de Perfil

Lun 24 Ago 2015

Martes 8 - 10,30 hs. ACTO PUBLICO EN LA PUERTA DE LA CAMARA NACIONAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL - Viamonte y Cerrito

La comisión gremial interna de Perfil ha sido procesada por un paro de actividades contra los despidos producidos a fines del 2013. La causa fue iniciada por una denuncia de la empresa contra los delegados a los que acusó de atentar contra la “libertad de prensa” invocando el Código Penal.

El fallo modifica una resolución anterior del mismo juzgado que había decretado la “falta de mérito” de los delegados en los hechos que se imputaban, haciendo lugar ahora a un nuevo dictamen del fiscal.

La resolución judicial decidió pasar por alto que tanto la Prefectura, como las policías Federal y Metropolitana y un fiscal contravencional convocados a la empresa por la patronal de Jorge Fontevecchia consideraron que no había delito alguno y que se trataba de un conflicto gremial interno.

Los hechos en los que se imputa a la comisión interna de Perfil ocurrieron en octubre de 2013. En el día de renovación de mandatos gremiales, la patronal lanzó un artero ataque despidiendo a siete trabajadores, entre ellos, a integrantes de la Junta Electoral encargada de los comicios sindicales, que tienen fueros gremiales. 

La bestialidad patronal fue respondida con un paro inmediato y una votación masiva a la comisión interna. Luego de varios días de huelga, la conciliación obligatoria retrotrajo los despidos. Al fin de la misma, la patronal los mantuvo. El paro se retomó con más fuerza con actos convocados por el Plenario de Delegados, que actuaba entonces como virtual dirección del gremio ante la ausencia de la burocracia de la UTPBA. 

La patronal jugó fuerte denunciando en la justicia a la comisión interna y despidiendo a otros periodistas, la mayoría integrantes de la Junta Electoral. La decisión empresaria mostraba claramente que su objetivo era golpear la organización gremial colectiva para hacer pasar un enorme ajuste.   Luego de varios meses de lucha, se logró la reincorporación de varios compañeros. Pero la ofensiva patronal continuó. Más de 100 periodistas fueron despedidos durante 2014. 

La reducción de personal se da en el marco de la política empresaria de transformar a Perfil en un multimedios incorporando radios y canales de TV sobre la base de la flexibilización laboral y la precarización. El ataque a la comisión interna intenta liquidar todo vestigio de organización gremial.

El procesamiento es una enorme provocación contra el gremio de prensa ya que vulnera el derecho de huelga y, más en general, es un peligroso antecedente contra las organizaciones sindicales. El fallo llega también en medio del debate que se desarrolla en la Corte Suprema sobre la potestad del derecho de huelga. 

La acción penal contra la comisión interna es contemporánea al nacimiento del nuevo Sindicato de Prensa de Buenos Aires (SiPreBA), surgido de la decisión de miles de trabajadores y sus comisiones internas para expulsar del gremio de prensa a la burocracia degenerada de la UTPBA.

La campaña contra el procesamiento lleva ya más de 5,000 firmas de personalidades. La Asociación de Abogados Laboralistas ha repudiado el fallo. El plenario obrero de la Lista Unidad del FIT del Bauen convocó a desarrollar una enérgica acción para el desprocesamiento de los delegados de Perfil.

El 8 de septiembre a las 10,30 horas la Sala 7 de la Cámara Nacional en lo Criminal y Correccional ha convocado a una audiencia pública con motivo de la apelación presentada por los abogados de la comisión interna. Frente al tribunal denunciaremos la intromisión judicial contra el derecho de huelga. El SiPreBA ha convocado a un acto en la puerta de la cámara, en Viamonte y Cerrito. Varios sindicatos de prensa de distintas provincias y la federación nacional han comprometido su presencia. 

Llamamos a todas las organizaciones sindicales, sociales, de derechos humanos y políticas a difundir y pronunciarse contra este atropello jurídico-patronal. La libertad sindical y los derechos de expresión de los trabajadores de prensa están en juego.

Etiquetas: