Histórico aplausazo y quite de firmas en todos los diarios de Clarín

Sáb 29 Sep 2012

 

El 27 de septiembre, los trabajadores de Clarín alcanzamos un punto bisagra y fundamental en la lucha gremial dentro de la empresa: a las 18 horas, compañeros de todas los diarios como Olé, Muy, La Razón, Zonales, entre otras publicaciones, se acercaron masiva y organizadamente a la redacción principal de Clarín, para comenzar, junto con los trabajadores del diario homónimo, un aplausazo histórico de 500 trabajadores que duró más de 10 minutos ininterrumpidos.

Ese mismo día, los diarios del grupo Clarín salieron sin firma por el mismo reclamo: que la patronal –que ningunea a los trabajadores del diario- cumpla de una vez con la totalidad del acuerdo paritario (debe retroactivos y aumentos porcentuales) y por la libertad sindical dentro de la empresa. El gremio de prensa acompañó, una vez más, con retiro de firmas y aplausos en sus respectivas ediciones y redacciones, demostrando la unidad entre los trabajadores de los diarios tantos oficialistas como opositores.

Así, con estas medidas de lucha, los trabajadores de Clarín materializamos con contundencia un escenario histórico que había comenzado en abril pasado, cuando después de más de una década de represión interna elegimos nuestra propia representación gremial –a través de los delegados paritarios- en una asamblea de más de 120 trabajadores. Además, firmamos en conjunto con el gremio de prensa la primera paritaria en 37 años y, en un marco de organización y lucha interna, conseguimos entre otros puntos que Clarín respete los básicos de convenio y pase a planta masivos de decenas de compañeros.

Esta unidad refleja que los trabajadores no respondemos a la Korpo con K ni a la Corpo con C. Los trabajadores respondemos a los trabajadores, luchando contra las patronales, que cuando se trata de ajustar y quebrar derechos no existe el oficialismo ni la oposición. Más aún, de cara al 7 de diciembre, logramos imponer nuestra propia agenda, la de nuestros propios derechos y legítimos reclamos, por afuera de la guerra de los monopolios estatal y privado.

El histórico aplausazo del 27 de septiembre es la máxima expresión y voluntad de los trabajadores de defender, luchar y profundizar la vida gremial dentro de Clarín. ¡Que viva la lucha de los trabajadores de Clarín y de todo el gremio de prensa!

 

Etiquetas: