La Asamblea de Trabajadorxs de El Cronista fijó posición sobre varios temas. El más urgente es la situación salarial.

Jue 14 Mayo 2020

 En el contexto de una paritaria incompleta, a la baja, donde ya estamos perdiendo contra una inflación abril 2019-marzo 2020 de 42.7%. Dicha paritaria está a punto de vencer y sigue sin resolución, esto es responsabilidad de AEDBA, UPTBA y Ministerio de Trabajo, ya que decidieron firmar un misero acuerdo por seis meses y de tan solo 15%, el segundo semestre del acuerdo decidieron dejarlo "caer" sin aportar absolutamente nada a los trabajadores. 


En ese lapso se recibieron 5.000 pesos por única vez y 4.000 pesos en dos tramos remunerativos, ambos decretados por los gobiernos de turno.

Ahora ante la Pandemia se escudan en que no hay plata, en que se cae la publicidad y otros tantos discursos, pero la realidad es que a los trabajadores nos están debiendo media paritaria del año 19/20 y ya comenzaron a debernos la paritaria 20/21, la cual ni siquiera está en negociación.

Además, con el "Home Office" los costos del trabajador son mayores: luz, servicio telefónico, internet, uso de equipos propios.

El volumen de trabajo es ampliamente superior, si se lo compara con el año pasado y con un staff sensiblemente inferior. Lo que configura una situación abusiva por parte de la empresa.

Si se comparan la cantidad de contenidos realizados entre el mes de marzo del 2020 y el mismo mes del año pasado hubo un aumento del 48.43%. Lo mismo, o peor, pasa con el mes de abril 2019 contra abril 2020, un 58.19% más de contenidos realizados.

Esta sobrecarga se acentúa considerando que, en este último año y medio, la patronal dejó ir a más de 25 compañerxs de distintas áreas sin ocupar esos cargos vacantes.

Luego de distintos intercambios, la Asamblea mandató a la Comisión Interna para que lleve un planteo con las siguientes premisas:

- Exigir la reapertura del espacio de negociación paritaria.

- Desarrollar una metodología para que se considere y reintegre a los trabajadores los gastos extras que genera el Home Office.

- Rechazar el exceso desmedido de trabajo, así como también el exceso de horas de trabajo