Sobre el despido de Navarro y el derecho a la libertad de opinión

Jue 21 Sep 2017

Roberto Navarro, en C5NRoberto Navarro, en C5N

El despido de Roberto Navarro de C5N —con denuncias de censura contra las autoridades del canal— constituye un grave antecedente para el gremio de prensa, en tanto cercenamiento de la libertad de opinión y el intento de regimentación sobre los contenidos periodísticos.

Se ha denunciado, detrás de este despido, la intervención del gobierno macrista como método de control de la editorial de los medios, una práctica estratégica que realizó el kichnerismo durante sus 12 años de gobierno con los Szpolski y los Cristóbal López. El macrismo, por su parte, hoy utiliza el mismo recurso con los medios afines como centro gravitacional de operaciones.

No es el primer caso de estas prácticas en el Grupo Índalo: en junio de 2015 echaron del portal Minutouno a dos trabajadores de prensa y delegados del Sipreba por sus luchas sindicales y antiburocráticas. 

Es fundamental garantizar la libertad de pensamiento, como principio democrático, más allá de cualquier interna palaciega.

Todo ataque a la opinión es un precedente peligroso que rechazamos desde la Naranja de Prensa.