Télam: contundente paro contra el techo salarial K

Vie 24 Jun 2011
Plan de lucha en la cuna del “periodismo militante”

Con un paro de dos horas, los trabajadores de Télam dieron inicio a un plan de lucha por el 30 por ciento de incremento salarial desde mayo y $5.000 de salario mínimo. La medida fue rotunda: entre las 14.05 y las 16.01 del miércoles 22 de junio no salió al aire ningún despacho ni se movió una orden de publicidad. A la huelga fueron ganados incluso los sectores que no habían participado de la gran lucha contra los despidos de 2006.

La asamblea votó por unanimidad el paro para el mismo día en que sesionó. Después de tres semanas de bicicleteos, los compañeros se cansaron de los emplazamientos.

La patronal había preferido dilatar una vez más la respuesta al reclamo antes que poner sobre la mesa de negociación la miserable pauta acordada entre Cristina y Moyano. La resuelta campaña de solidaridad de la asamblea de los trabajadores de Télam con los compañeros de Radio Nacional por su rechazo a la pauta oficial puso sobreaviso a Martín García,  creador del malogrado “periodismo militante”, de que el horno no estaba para bollos.

Los trabajadores también resolvieron mantenerse en estado de asamblea permanente y convocar a un nuevo paro, esta vez de dos horas por turno,  para el martes 28 de junio. Una nueva asamblea general el jueves 30 dará continuidad al plan de lucha.

La fuerza de la huelga en Nacional, que silenció a la emisora en todo el país, más el clima de rebelión de los estatales, con el Colón primero y los docentes de Santa Cruz  ahora a la cabeza, significaron otro impulso para la salida a la lucha.

Tanto los trabajadores de Télam como los de Radio Nacional observan, además, cómo el grifo gubernamental se abre generosamente para alinear a los medios estatales con la campaña de Cristina.

El techo del 24% tampoco corre para las patronales en general, a quienes el Gobierno les aumentó el gasto en subsidios en un 88% durante el primer trimestre de este año en relación con igual período de 2010, según Ecolatina.

Ahora se trata de asegurar la contundencia de la retención de tareas planteada para el martes 28 y coordinar en forma efectiva la solidaridad mutua con los compañeros de Radio Nacional. Se discute encarar alguna actividad conjunta, ahora que está por culminar la conciliación obligatoria para la emisora estatal.

Hay que demostrarle a  este gobierno -infame represor de los docentes de Santa Cruz- que es hora de acabar con el doble discurso progre e invertir la recaudación fiscal, de la cual se pavonea mes a mes a través de Télam y LRA (y todos los medios paraoficiales que subsidia), en mantener la capacidad adquisitiva de los estatales frente a la voracidad inflacionaria de los patrones "nacionales y populares".

Eduardo de la Fuente

Etiquetas: