Crónica

Esta semana, se conocieron nuevos despidos en el Grupo Crónica: tres en el diario BAE y otros tres en el diario Crónica. Se suman a los doce despidos tras el cierre de la Revista Veintitrés, y que parecen marcar que el ajuste no tiene fin en los medios que dirigen los Olmos. 


 

En las narices de los hermanos Olmos, en la puerta del carcelario edificio donde funciona Aconcagua, la empresa que estos testaferros de Antonio Caló crearon para trasladar de manera fraudulenta a los trabajadores de Crónica y BAE, realizamos hoy un importante acto con nuestro sindicato, el SiPreBA, para reclamar por la reincorporación de los delegados despedidos del segundo de los diarios.


La patronal que conduce Raúl Olmos se presentó en las redacciones de los diarios BAE y Crónica que funcionan en Pompeya para anunciar la oferta de retiros voluntarios para todo el personal que se desempeña en ellas y el cierre de ambas; con lo cual, los retiros no serían tan “voluntarios”.


En BAE, la empresa ha dado otro paso en el desmembramiento de la redacción. Bajo amenaza de separarlos del diario, obligó a cambiar de razón social a un sector más de trabajadores, quienes ahora desarrollan sus tareas en la redacción de Combate de los Pozos adonde tienen impedido el ingreso sus delegados.

En el marco de nuestra lucha por aumento salarial y reivindicaciones laborales, la asamblea de diario Crónica-Editorial Sarmiento resolvió parar este martes 9 de junio junto a millones de trabajadores que también luchan por un sueldo digno. Hoy, luego de una semana de asambleas diarias tal lo establecido en el plan de lucha votado, se decidió por unanimidad abrir un cuarto intermedio a la espera de una nueva reunión con la empresa.  

La patronal oficialista de los diarios BAE y Crónica, el grupo Olmos (que administran la obra social de la UOM de Antonio Caló), ha montado un ataque artero contra los trabajadores de ambos medios y de su organización sindical.

Comunicado de la comisión interna de Crónica

El viernes, Todos a Combate de los Pozos

El Grupo Olmos miente: “Los que no están trabajando en Combate de los Pozos es porque no quieren”, dijo el abogado de la empresa, el doctor Carbone. Ayer en la redacción de Bartolomé Mitre se hizo otra asamblea en la que volvió a quedar claro el objetivo de sus trabajadores: Si hay que mudarse que expliquen las condiciones y, si todo está en regla, a Combate de los Pozos vamos todos. Pero TODOS.

Sin que exista aún un "plan de mudanza" presentado en el Ministerio de Trabajo, como corresponde, y que se haya informado debidamente sobre el cambio de razón social, la Comisión Interna pone en alerta a todos los compañeros de Crónica, Crónica Web y Democracia sobre las consecuencias más importantes que pueden surgir de estos cambios abruptos e intempestivos.

Comunicado de la Comisión Interna

Crónica: Estado de alerta

La redacción de Crónica se encontró hoy con una situación particular. Por decisión unilateral de las autoridades de la empresa, los trabajadores se vieron divididos en dos redacciones, la de Bartolomé Mitre 760 y la nueva, ubicada en Combate de los Pozos 639, pese a que no existe notificación oficial alguna sobre una mudanza. Como si esto fuera poco, no se presentó ninguna de las máximas autoridades de Editorial Sarmiento en el edificio del microcentro porteño.

Frente a la mudanza de la redacción de Crónica a un nuevo edificio en el que confluiría con la redacción de diario BAE, los trabajadores de prensa reunidos en asamblea general resolvemos por unanimidad: